domingo, 19 de septiembre de 2010

No quiero que estés lejos

De repente quise hacer algo de textos eróticos, es un acercamiento, un ejercicio, ¿como te traje a mi mente? ¿cómo es que en este preciso momento te siento abrazada desnuda a mi cuerpo?
Hoy tiene tanto sentido esa frase de Jaime S. "y te miro como si fueras tu retrato"

No quiero que estés lejos

No quiero que estés lejos,
mis manos se queman
con esta urgencia de ti,

de leer tu cuerpo en braile,
poema en páginas de piel al sol,
de pasar y repasar tus piernas
por las horas en que nace mi deseo,

de abrazar tu frágilidad temblando,
llena de sudor que sabe a ti,
de besos que te saben,
de caricias que se reconocen,

quiero distraerte acariciando tu cabello,
y que mis manos vuelen
entre tus pezones de mirada firme,
que se llene mi caricia con tus pechos suaves

mira que tengo mis ojos humeantes
de imaginarte desnuda
caminando con prisa
por cada rincón de mi casa,

mira que mi cuerpo
no contiene tu ausencia
que se esparce tercamente
de mi almohada hasta mis manos

date cuenta que te necesito
vistiendo mi cuerpo
con tu desnudez
húmeda y temblando.

No hay comentarios: